¿Por qué deberías alquilar un barco para tus vacaciones?

Alquilar un barco
Compartir en facebook
Facebook
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en linkedin
LinkedIn
Compartir en email
Email
Compartir en whatsapp
WhatsApp

Si eres un amante del mar y de navegar por él, disfrutar de unas vacaciones alejado del ruido y de las multitudes de la ciudad es el mejor plan que puedes elegir en esta época del año, además de una experiencia única y diferente.

Aunque alquilar un barco se adjudica a planes que no son para todos los bolsillos, esto está muy lejos de la realidad. Por eso, en este post te contamos las razones por las que debes valorar este tipo de viaje para tus vacaciones. ¡No te lo pierdas!

Cercanía al mar

Podrás disfrutar de innumerables lugares de forma mucho más sencilla que en otro tipo de vehículo, como playas, calas, bahías o pequeños rincones a los que se pueda acceder solo con barcos. 

Por supuesto, nunca estarás tan cerca del mar como en este tipo de vacaciones, con las verdaderas aguas cristalinas, los paisajes, la calma y la intimidad que esta te ofrece.

El precio

Si vas con tu familia o amigos, los precios suelen ser muy asequibles, ya que repartiendo entre todos puede ser mucho más económico que otro tipo de alojamientos. 

No hace falta ser propietario ni dejarse mucho dinero, como ejemplo, desde unos 450 euros puedes alquilar tu barco con patrón para 12 personas y 10 plazas para dormir en él.

Para poder comparar en el sentido económico, existen numerosas plataformas a las que podemos acceder para informarnos sobre este tipo de datos para nuestras vacaciones, ¡resolverás tus dudas al 100%!

Comodidad en medio del mar

Cocina, camarote, accesorios del hogar, se trata de un apartamento totalmente equipado y completo a tu disposición, sin tener que sufrir desplazamientos de hotel, bullicio, etc.

Si deseas visitar diferentes lugares o confeccionar una ruta por varias zonas costeras, tendrás todo lo necesario en un mismo espacio, sin tener que hacer o deshacer maletas, alquilar coches, hoteles, etc; por lo que la comodidad es inmejorable.

Un barco es al mismo tiempo un medio de transporte y una casa flotante, ¡como con una autocaravana, pero sin los atascos o inconvenientes de la carretera!

Actividades acuáticas

Existen diversas actividades de las que se puede disfrutar especialmente si vas a bordo de un barco, como el snorkel, ejercicios de navegación, la meditación, rutas en kayak, esquí acuático, etc.

Rutas a medida

Después de alquilar un barco, tú decides donde quieres ir y donde no. Ya sea alquilando una embarcación con tripulación, donde, por ejemplo, no tendrás que preocuparte de hacer comidas; o decidas alquilar un barco sin capitán para poder navegar por tu cuenta, teniendo por supuesto los títulos náuticos que se requiera, puedes planificar tu ruta a medida, adaptándote totalmente a tus necesidades y las de tus acompañantes y completar las paradas que quieras.

Si disfrutas de alquilar un barco barco con patrón, este será como un guía turístico conocedor de los mejores rincones de cada lugar al que vayas, tanto para zonas de playa, como para restaurantes. Sin duda serán de gran ayuda para conocer los secretos más escondidos de nuestro país de la mejor forma posible.

¿Ya te has decidido? Estamos seguros de que esta será una opción divertida, diferente y rentable que disfrutarás como nunca antes. No lo dudes y, ¡Alquilar un barco! Visítanos en GreatBlue360.com

Estos artículos pueden interesarte también:

En los barcos a vela, en los veleros, las velas sin duda son parte fundamental del barco y necesitan de un mantenimiento...
Las opciones para hacer escapadas de fin de semana en España son casi infinitas. En cualquier punto de nuestra geografía nos encontramos con destinos...
Se puede viajar con niños en un barco y disfrutar de una navegación segura. La clave está en seguir unas sencillas medidas de seguridad...